Regulaciones 07.11.2017 > Argentina

Cuschieri (MGA): “Apostamos por un mercado liberalizado y pujante”

Joseph Cuschieri, presidente ejecutivo de la Autoridad de Juego de Malta (MGA), revela las claves por las que Malta es el principal centro de regulación del juego en Europa y un ejemplo para Latinoamérica.

¿En qué aspectos clave el mercado del juego de Malta difiere de otros en Europa?
Desde 2004, Malta ha estado regulando la industria del juego remoto y se ha comprometido a ofrecer un marco sólido, eficiente y relevante. Esta industria está constantemente sujeta al desarrollo en términos de convergencia continua, tecnología y su creciente atractivo, y, como resultado, requiere una reconsideración frecuente desde una perspectiva regulatoria. Ése es uno de los elementos diferenciadores que impulsa la jurisdicción maltesa por sobre otros territorios. Tenemos la determinación de avanzar siempre y la característica de hacer propuestas a nuestro Gobierno. En términos generales, también hay consenso político sobre la mayoría de las áreas que sustentan cualquier reforma relacionada con el sector del juego y todo esto produce certeza en la jurisdicción, lo que resulta clave para tomar decisiones comerciales y para que los clientes finales tengan confianza en los servicios de juegos que se ofrecen. En Malta, incentivamos el crecimiento y la diversificación en el mercado, a partir del ecosistema y del grupo de empleados altamente calificados establecidos aquí, que son expertos en gaming. También contamos con una robusta infraestructura de TIC, una población de habla inglesa, un sólido sistema educativo y un marco regulatorio que se centra en la protección del consumidor, la equidad de los juegos, el estricto cumplimiento y la prevención del lavado de dinero y otros delitos. Hemos tenido éxito en nuestros esfuerzos por controlar el sector del juego, pero la Autoridad de Juego de Malta se encuentra actualmente comprometida en una revisión de todo el marco legal vigente, que se implementará en los próximos meses. La búsqueda del equilibrio es lo que continúa inspirando a Malta a hacer más en nombre de una regulación clara y coherente. Soy consciente de que, si bien no existe una regulación del juego remoto a escala de la Unión Europea, a pesar de que es una industria que inevitablemente cruza las fronteras, varios logros recientes muestran la voluntad de los Gobiernos extranjeros de regular mejor el sector, tomando enfoques algo diferentes que se basan en políticas y objetivos similares. Reitero que no creemos que la prohibición de los servicios de juego dentro de una jurisdicción pueda alcanzar los objetivos deseados y establecidos por los Gobiernos. Es importante contar con una regulación sólida, lógica y efectiva. Lo que promovió las reformas de Malta a lo largo de estos años, además del crecimiento del juego online y de otros sectores de la industria del gaming, es el régimen regulatorio y su implementación por parte de un regulador independiente. La comprensión y la experiencia de la MGA, junto con otros factores facilitadores que ofrece Malta, han impulsado el deseo de apuntalar y canalizar los juegos en sistemas regulados, algo muy notable en la esfera del juego remoto. El crecimiento de dos dígitos en la oferta y demanda del juego europeo, independientemente de su origen, no requiere de una regulación estricta, sino de medidas justas, lógicas y basadas en evidencia, así como mecanismos y procesos que se aplican con conocimiento preciso, de manera eficiente y consistente en todas las formas de juego. Estamos en contra del bloqueo geográfico y de la regulación invasiva. Apostamos por un mercado liberalizado y pujante, estimulado por ofertas de juego competitivas y justas para que los clientes finales puedan elegir su mejor opción.

¿Cuál diría usted que son los principales beneficios que los operadores de iGaming consiguen al obtener licencias y trabajar en el mercado maltés?
Somos conscientes de la naturaleza muy particular de la industria en la que estamos trabajando. No sólo está a la vanguardia del desarrollo de alta tecnología basado en Internet, que requiere una supervisión constante para garantizar que el enfoque siga siendo relevante, sino que, a la vez, abarca una capa adicional de complejidad. Los juegos de azar siempre han planteado preocupaciones sociales, psicológicas y delictivas que exigen que un regulador proporcione controles adecuados en una serie de áreas, desde la protección del consumidor hasta el bienestar social. De hecho, las entidades encargadas de la regulación de la industria a menudo se encuentran en dificultades para tratar de lograr el equilibrio correcto entre la creación del entorno adecuado para que las empresas reguladas prosperen y la promoción de un comportamiento responsable y legal. En ese sentido, la MGA pone todos sus esfuerzos en mantener esta realidad positiva, mientras busca nuevas formas de cómo desempeñar mejor su papel, toma en cuenta el feedback de la industria para profundizar ciertas medidas y procura continuar avanzando en línea con los actuales tiempos y los nuevos desarrollos. Seguimos abogando por nuestra política que afirma que una licencia de juego online de Malta es sinónimo de la máxima calidad y control. Nos esforzamos por ser transparentes y consultamos a la industria acerca de cualquier nueva medida y cambio que se vaya a introducir.

¿Cómo la industria del juego se convirtió en un motor tan relevante para la economía del país?
La industria ha crecido hasta representar casi un octavo de la economía de Malta de una manera cada vez más centrada en la calidad, la integridad y la prestación de servicios de cumplimiento. Esto genera un fuerte sentido de responsabilidad para la MGA a fin de garantizar un progreso continuo y sostenible de la industria a nivel mundial, entendiendo que la protección de los jugadores y la buena reputación son las claves del éxito.

¿Cuán desafiante será el nuevo marco regulatorio para las empresas de la industria? ¿Cuáles son las mejores estrategias para hacer frente a esas nuevas regulaciones?
El documento conceptual que se refiere a esta próxima reforma legislativa se ha publicado para su consulta y nos complace el feedback recibido de parte de las empresas. Básicamente, la MGA busca la convergencia en el marco de las licencias, tanto conceptual como tangiblemente, proponiendo una estructura de licencias de dos niveles: una licencia de empresa a empresa (B2B) y una licencia de empresa a consumidor (B2C). Aguardamos que este modelo simplifique el proceso de concesión de licencias, al tiempo que elimine las duplicaciones y las complejidades innecesarias. La nueva legislación permitirá la adopción de diferentes enfoques regulatorios. Un cambio importante será la modificación de los instrumentos y controles, pasando de ‘prescriptivos’ a ‘basados en riesgos’; todo esto respaldado por un conjunto de principios y objetivos de políticas que proporcionarán a la MGA la flexibilidad y los poderes necesarios para regular las actividades de juego de acuerdo con el riesgo presentado por las mismas actividades, modelos comerciales y personas que los conducen. Se está poniendo especial atención en evitar la duplicación de los requisitos reglamentarios y administrativos que ya se han cumplido y validado, lo que, a su vez, conducirá a un más rápido tiempo de comercialización de los nuevos productos para los operadores existentes.

La Autoridad de Juego de Malta ha introducido regulaciones para los juegos de habilidad y una serie de reglas para los deportes de fantasía. ¿Qué prevé para estas nuevas modalidades de juego?
Este marco nos ha dado la capacidad de aplicar los controles correctos en juegos nuevos y emergentes de acuerdo con los riesgos que plantean para los consumidores. Después de algunas investigaciones sobre estos productos en evolución, la MGA descubrió que, si bien la proliferación de ciertos juegos de habilidad en línea ofrecidos por dinero puede requerir una intervención reguladora, los riesgos que se presentan son diferentes a los derivados de los casinos online. Diferentes productos presentan distintos riesgos para los consumidores y disponer de un marco más específico para los juegos de habilidad nos permitirá ver a estos juegos emergentes con otra lente. Creo que un mayor número de operadores, especialmente operadores de deportes de fantasía, considerará a Malta como su jurisdicción de establecimiento principal en vista de la seguridad jurídica existente y de su marco robusto, centrado en el consumidor. Esto incrementará el perfil de Malta como una jurisdicción de gran reputación en lo que respecta a la regulación de los juegos, y calificará a la licencia como un estándar de calidad. El marco no sólo considera a los deportes de fantasía diarios, sino también a los de fantasía semanal o de una temporada entera. La ley misma enumera una serie de criterios objetivos a partir de los cuales la MGA necesita realizar una evaluación. Miramos las especificaciones del juego en sí, cómo se generan los puntos y se atribuyen a los jugadores y cualquier otra característica del juego. Si no estamos convencidos de que se trata de un juego de habilidad, pedimos al operador que presente pruebas: la responsabilidad de demostrar que se trata de un juego de habilidad depende del operador.

El juego es considerado un sector de alto riesgo por los bancos y otras instituciones financieras. Teniendo en cuenta esto, ¿es posible imaginar al gaming como una industria duradera y sostenible para Malta?
Nuestro país sigue siendo la jurisdicción preferida dentro de Europa para apuntalar las opciones de juego que, de otro modo, no estarían reguladas. La industria del juego remoto entiende que debe estar ‘presente’ en una jurisdicción bien regulada para mitigar sus riesgos inherentes, florecer comercialmente sin incurrir en costos regulatorios u otros costos evitables y, por lo tanto, liberar energía valiosa e ímpetu para innovar. Entendemos que cada sector posee su propio perfil de riesgo. Por lo tanto, la mejor opción es identificar tales riesgos, controlarlos mediante la introducción de un conjunto de factores atenuantes y mantener el sector bajo control mediante una revisión constante. En este sentido, nuestra perspectiva para el futuro de esta industria es positiva. De hecho, podemos informar sobre un importante progreso en relación con los riesgos sectoriales asociados a los juegos. Hemos llevado a cabo una Evaluación Nacional de Riesgos para la Industria del Juego en Malta. Nos embarcamos en una serie de iniciativas para garantizar que los riesgos identificados fueran mitigados y controlados efectivamente. También lideramos varias iniciativas de acercamiento coordinando grupos focales específicos con diversas partes interesadas, a las que se les ha brindado la oportunidad de discutir abiertamente temas con nosotros y compartir las mejores prácticas. Así, puedo sostener que la exposición regulatoria y la experiencia adquirida a lo largo de estos años son insuperables.

¿Cuáles son los dilemas que el iGaming enfrentará en Malta en los próximos dos años y cómo las empresas deben estar preparadas para superarlos?
No me gusta pensar en el término ‘dilemas’, sino en ‘oportunidades’ que aparecerán a futuro. Esas oportunidades se relacionan con las inversiones, el tiempo y el esfuerzo, junto con un compromiso creciente, respaldado por el Gobierno, hacia una suerte de concepto de ‘Silicon Valley’ en Malta. No podemos hacer esto solos. Consideramos que la participación y el compromiso de las partes interesadas para explorar nuevas áreas y nichos del sector del juego serán primordiales para mantener nuestra trayectoria de éxito. De hecho, creo que nos espera un período emocionante de implementación de cambios, lo que reafirmará la posición de Malta como la jurisdicción de juego global por excelencia.

Con el año 2018 aproximándose, ¿qué ha sido lo más destacado para usted en el gaming en Malta en lo que va de la temporada y cuáles son los aspectos que más lo entusiasman para lo que viene?
La industria del juego en Malta ha seguido creciendo de manera constante durante 2017 y se espera que este impulso se mantenga para el año 2018. Esto se sustentará en la expansión orgánica de los operadores existentes, y también en nuevas inversiones, atraídas especialmente por el renovado marco regulatorio. De hecho, en este contexto, mi principal prioridad seguirá siendo la finalización de la revisión reglamentaria mediante la promulgación de la legislación requerida. También reestructuraré nuestras operaciones para garantizar que estemos más enfocados, y seamos más clínicos y analíticos del perfil de riesgo de nuestros licenciatarios, los tipos de juego y los modelos comerciales de los operadores. Espero con interés ver las inversiones que se están desarrollando en las TIC, en particular, nuestro próximo sistema automatizado de presentación de informes, que hará que nuestros procesos sean más eficientes y en tiempo real. Se espera que este sistema haga que la MGA se centre más en los enfoques basados en la evidencia, al tiempo que defienda el área de análisis para mantener nuestros requisitos regulatorios bajo control. Hay varios otros proyectos que me entusiasman y que comunicaremos el próximo año. Todos intentarán elevar los estándares de calidad en el sector, y mejorar el trabajo general de la Autoridad en cuanto a la supervisión del sector del juego en todo el mundo.

© Games Magazine 2017